Empresa de detectives privados en Sevila

La familia de Asier Valencia Felipe se plantea denunciar por neglicencia

La familia de Asier Valencia Felipe, que ayer se encontraba guardando luto al niño de 11 años en el tanatorio Irache de Pamplona, ha contratado los servicios de un abogado y de un investigador privado para conocer las circunstancias de la muerte de Asier, según informó ayer Andrés López, tío de la víctima. En su opinión, se cometieron ciertas negligencias en el cuidado del menor y, si se descubre que así fue, tienen pensado interponer una denuncia contra el equipo comunitario de infancia de la federación Siñarzubi. “Si descubrimos la verdad y han actuado correctamente no presentaremos nada, que por el contrario nos damos cuenta que la cosa va a mayores y se debe a un cúmulo de negligencias habrá que ver todas las responsabilidades que hay detrás de esto desde el Ayuntamiento de Pamplona hasta la federación que lo organizaba”, apuntó López. Los familiares se quejan principalmente del trato que recibió Asier y dudan de la profesionalidad de los responsables del campamento que le llevaron a la excursión a pesar de que, según señalaron, había expresado que se encontraba en mal estado antes de la misma. “La mañana del domingo habló con su madre y le comentó que se encontraba mal pero, aún así y a pesar de los 41 grados que hizo en Egino ese día acudió a la excursión”, comentó.

La profesionalidad de los monitores queda en entredicho para la familia ya que, según López, que fue monitor durante varios años, no actuaron correctamente hasta que Asier acabó por desplomarse. “Ahora estamos en caliente pero lo normal es que si el crío les comunicó que se encontraba mal, un monitor debería haberse quedado con él abajo o haber avisado a los padres para que lo recogieran”, expresó López. Asimismo, se quejan de que, además de las posibles negligencias que pudieran existir en el caso, la actitud de los responsables no ha sido la correcta. “Creo que ha habido un pasotismo total. Le plantearon al crío que había una excursión prevista y que había que hacerla y no reaccionaron hasta que fue tarde”. Otra fuente de malestar para el círculo cercano de Asier en este difícil momento es el trato humano recibido, tanto por los responsables del campamento como por las instituciones implicadas como el Ayuntamiento de Pamplona. Según expresó López, nadie se había puesto en contacto con ellos hasta ayer por la tarde para preocuparse por el estado del niño ni antes ni después de su fallecimiento. “Tan solo el monitor que le llevó al hospital ha estado pendiente de la situación”, puntualizó López. Por estos motivos la familia prevé presentar una denuncia en firme si comprueban sus sospechas aunque prefieren comprobar sus sospechas antes de dar el paso a los tribunales. “No se trata de sacar dinero sino de que, si existe un responsable físico, o dos, o tres, sean relegados de su cargo porque es evidente que no valen para ejercerlo”, comunicó. El último adiós al joven chantreano de 11 años, Asier Valencia Felipe, tendrá lugar hoy en Pamplona. Primero con la conducción del cuerpo que saldrá del tanatorio Irache hacia el cementerio de la capital navarra a las 12.00 horas, y posteriormente en el funeral que se celebrará en la iglesia Santa Teresa de Jesús de Orvina a las 19.00 horas.